Argentina 2 – 2 Brasil. Sudamericano 1925

69

Barracas, 25 de diciembre de 1925. Tarde de navidad. Última fecha del Campeonato Sudamericano. En cancha de Sportivo Barracas, juegan Argentina y Brasil. Todavía no era clásico, pero si un partido de hacha y tiza.

Los nuestros tenían ventaja de un punto. Todavía no era clásico, pero si un partido de hacha y tiza. Se puede leer en Héroes de Tiento (Historias del Fútbol Argentino 1920-1930 – Carlos Aira – Ediciones Fabro):

 Los visitantes arrancaron mejor. A los 28 minutos, un débil rechazo de Bidoglio fue interceptado por el insider Lagarto. Tocó a Arthur Friendenreich, que venció a Tesoriere con un impresionante remate cruzado. A los pocos minutos, el crack brasileño habilitó a Nilo, quién batió a Merico. 0 a 2. Sorpresa en La Boca. Un triunfo visitante forzaba el desempate. Fue el punto más alto de emociones en un torneo insulso. Después del segundo gol blanco, el escándalo: una palabra de más, y la reacción de Friendenreich pegándole un patadón infernal a Muttis. Para que…

 Los golpes volaron en todas direcciones. El campo de juego de Sportivo Barracas fue inmenso ring de lucha libre. El más desaforado fue el brasileño Pamplona. Cuando la situación pareció componerse, el defensor Helcio golpeó en la espalda a Cerrotti. Nuevamente el caos. Pasada casi media hora, el árbitro uruguayo Manuel Chaparro continuó el partido sin expulsados.

En la reanudación, Carburín marcó el descuento. El empate llegó a los diez minutos del segundo tiempo por intermedio de Manuel Seoane, que con seis tantos fue goleador del torneo. El talento de Friedenreich le sacó la respiración a muchos. Un remate suyo hizo temblar el travesaño a minutos del final.

En la imagen, parte del escándalo vivido en Barracas. Otros tiempos, otra historia. Cuando las pullas se resolvían en la cancha, no en los estudios de televisión.

Un Buraco en el Tiempo…

Por Carlos Aira (info@xenen.com.ar)

Comentarios

comentarios