43 campeones del mundo. El mapa demográfico del fútbol argentino

1517
Argentina's Diego Maradona (c) fires a shot at goal before Italy's Gaetano Scirea (r) can intervene as Italy goalkeeper Giovanni Galli (l) looks on

Alguien alguna vez dijo que el problema de la patria es la extensión. ¿En serio alguien puede creer eso? Pero sí existe un mapa demográfico. ¿Donde nacieron nuestros jugadores? ¿Surgen en los grandes porteños o en sus provincias? Tomamos como ejemplo a 43 jugadores emblemáticos: nuestros campeones del mundo. Para leer atentamente.

Por Carlos Aira (info@xenen.com.ar)

 

"Team de Fútbol". Oleo del rosarino Antonio Berni. Una muestra del fútbol argentino a comienzos del siglo XX. Una muestra de nuestra cuna criolla.
“Team de Fútbol”. Oleo del rosarino Antonio Berni. Una muestra del fútbol argentino a comienzos del siglo XX. Una muestra de nuestra cuna criolla.

El fútbol argentino tiene dos cunas. Una oficial, británica y de claustros. Encabezada por la historia del escocés Alexander Watson Hutton en los patios del English High School. Otra, que abogo y fomento, nacida en los baldíos cercanos a los puertos, curtiembres y ferrocarriles. El capital británico en aquella Argentina de fines del siglo XIX. En la primera, los criollos no tenían acceso. La segunda mezcló, en una primera instancia, a aquellos ingleses de segunda (empleados, marineros) y los criollos que trabajaban de sol a sol.

La Liga Deportiva de Santiago del Estero. Campeón argentino 1928. Un ejemplo de gran equipo campeón, invisibilizado por la historia.
La Liga Deportiva de Santiago del Estero. Campeón argentino 1928. Un ejemplo de gran equipo campeón, invisibilizado por la historia.

A partir de la década de 1910, el fútbol se hizo carne popular. Los ingleses se retiraron al rugby y el football pasó a ser fóbal. El juego se comenzó a practicar en todo el país. A partir de 1920 comenzaron los campeonatos argentinos. Con lógica porteña – porque en Capital Federal se jugaba el torneo mensual – los jugadores payucas comenzaron a tener protagonismo. A partir de 1928, las provincias comenzaron a consagrarse. Primero Santiago del Estero. Luego Rosario. El fútbol argentino ya tenía sabor federal. Pero en 1931, la lógica de mercado comenzó a denominar Fútbol Argentino al Fútbol Profesional Porteño. En 1939, los máximos exponentes del fútbol rosarino se sumaron al fútbol porteño. Luego los santafesinos. La ciudad puerto dueña de todo. Ahora: nuestros jugadores, ¿donde nacen? ¿Dónde se forman?

43 HEROES

Daniel Passarella, el único futbolista bicampeón mundial. Nacido en Chacabuco, provincia de Buenos Aires. Surgido en Sarmiento de Junín.
Daniel Passarella, el único futbolista bicampeón mundial. Nacido en Chacabuco, provincia de Buenos Aires. Surgido en Sarmiento de Junín.

El fútbol argentino es uno de los más laureados del mundo. Tanto a nivel clubes como selecciones, de diferentes categorías. Pero los dos máximos logros se obtuvieron en 1978 y 1986, cuando nos equipos nacionales se consagraron campeones mundiales. Ellos serán la muestra de este informe.

Fueron 43 futbolistas, con la particularidad de ser Daniel Alberto Passarella el único hombre que fue parte de ambos planteles. Tomemos a estos futbolistas para dar cuenta del mapa federal de nuestro fútbol. Junto a ellos – a pesar del tiempo pasado – podremos dar cuenta de un mapa federal del fútbol argentino.

Recordemos a los 43 héroes de ambos mundiales: Ubaldo Fillol, Hector Baley, Ricardo La Volpe; Luis Galvan, Daniel Passarella, Jorge Olguin, Alberto Tarantini, Ruben Pagnanini, Miguel Oviedo, Daniel Killer; Osvaldo Ardiles, Américo Gallego, Omar Larrosa, Daniel Valencia, Norberto Alonso, Rubén Galván, Julio Villa; Mario Kempes, Daniel Bertoni, Oscar Ortiz, René Houseman, Leopoldo Luque, fueron parte del equipo dirigido por César Luis Menotti en 1978.

mexico-1986-argentina-campeon

Luis Islas, Nery Pumpido, Hector Zelada; Jose Brown, Néstor Clausen, José Cuciuffo, Oscar Garré, Oscar Ruggeri; Sergio Batista, Ricardo Bochini, Diego Maradona, Héctor Enrique, Ricardo Giusti, Julio Olarticochea, Carlos Tapia, Marcelo Trobbiani; Sergio Almirón, Claudio Borghi, Jorge Burruchaga, Jorge Valdano y Pedro Pasculli, los muchachos que seleccionó Carlos Salvador Bilardo en 1986.

¿DE DONDE VIENEN?

Tomemos el ejercicio de desplegar un imaginario mapa de la patria. Pongamos un alfiler en cada pueblo y ciudad donde nació un campeón del mundo. Llegaremos a la rápida conclusión que salvo excepciones, el mapa tendrá muchas marcas relativamente juntas. Tomamos una salvedad del mapa: dividir conurbano bonaerense con el resto de la provincia de Buenos Aires. La razón: su núcleo urbano tiene características propias.

5367f4ae72aec_800x0
Daniel Bertoni. Campeón del Mundo 1978. Autor de un gol en la final ante Holanda. Nacido en Bahía Blanca y surgido en Quilmes.

La provincia de Buenos Aires profunda es quién más campeones del mundo ha legado. Once en total.

En Bahía Blanca nacieron Héctor Baley y Daniel Bertoni. En Chacabuco nacieron Daniel Passarella y Oscar Ortiz. Curioso, porque es un pueblo que tenía menos de 20.000 habitantes cuando los futbolistas nacieron.

En la provincia más importante del país nacieron Ubaldo Matildo Fillol (San Miguel del Monte), Jorge Olguín (Dolores), Rubén Pagnanini (San Nicolás de los Arroyos), Ricardo Julio Villa (Roque Pérez), Ricardo Bochini (Zárate), José Luis Brown (Ranchos) y Julio Olarticoechea (Saladillo). Curioso: No hay futbolistas nacidos en La Plata, capital provincial, cuna de Gimnasia y Estudiantes. Tampoco en Mar del Plata.

Oscar Garré. Campeón del mundo 1986. Único de los 43 futbolistas nacido en el populoso partido de La Matanza.
Oscar Garré. Campeón del mundo 1986. Único de los 43 futbolistas nacido en el populoso partido de La Matanza.

El Gran Buenos Aires se anota con diez campeones mundiales: Norberto Alonso (Los Polvorines), Omar Larrosa (Lanús), Alberto Tarantini (Ezeiza), Claudio Borghi (Morón), Diego Maradona (Lanús), Héctor Enrique (Lanús), Carlos Tapia (San Miguel), Ricardo La Volpe (Lomas de Zamora) y Oscar Garre (La Matanza).

La curiosidad la encontramos en la ausencia de futbolistas nacidos en Avellaneda, tierra de Racing Club e Independiente, grandes históricos del fútbol mundial. Tampoco en Quilmes, Vicente López o Moreno. La Matanza, un partido con más de un millón de habitantes, tan sólo tiene un exponente: el defensor Oscar Garré.

El peso específico de la provincia de Buenos Aires está claro, ya que si sumamos conurbano-provincia, la suma de futbolistas llega a 21. Casi la mitad de todos los campeones mundiales.

SAN-COR

Las provincias de Santa Fe y Córdoba, por su alto índice de desarrollo humano, son las otras provincias núcleo de la patria.

Santafesino y goleador. Leopoldo Jacinto Luque. Uno de los diez santafesinos campeones del mundo.
Santafesino y goleador. Leopoldo Jacinto Luque. Uno de los diez santafesinos campeones del mundo.

La provincia de la bota dio diez futbolistas campeones del mundo. Ellos son: Leopoldo Luque, Daniel Killer, Sergio Almirón, Nestor Clausen, Jorge Valdano, Ricardo Giusti, Pedro Pasculli, Nery Pumpido, Marcelo Trobbiani y Héctor Zelada. Curiosamente, tan sólo dos del Mundial 1978. Carlos Bilardo convocó ocho santafesinos a México 1986.

Llama la atención la aparición de futbolistas nacidos en pueblos pequeños. Tan sólo Daniel Killer y Sergio Almirón son nacidos en Rosario. Leopoldo Luque y Pedro Pasculli en la Capital provincial. Por su parte, Néstor Clausen es de Arrufó (2.000 habitantes), Ricardo Giusti de Albarellos (300 habitantes), Nery Pumpido de Monje (2.500 habitantes), Hector Zelada de Maciel (5.000 habitantes). Finalmente, Jorge Valdano nació en Las Parejas (12.000 habitantes), tierra natal de otro gigante de nuestro fútbol como lo fue Ermindo Onega.

La imagen icónica de Mario Kempes. Figura del fútbol argentino. Nacido en Bell Ville, Córdoba.
La imagen icónica de Mario Kempes. Figura del fútbol argentino. Nacido en Bell Ville, Córdoba.

Por su parte, la Docta nos entregó seis campeones mundiales: Osvaldo Ardiles, Américo Rubén Gallego, Mario Alberto Kempes, Miguel Oviedo, José Luis Cucciufo y Oscar Ruggeri.

Hay que dar cuenta de una salvedad. Como se explicó, el fútbol santafesino pronto se anexó a Buenos Aires. Para Córdoba – como al resto de la geografía nacional – la competencia nacional le llegó con la conformación de los Campeonatos Nacionales de Primera División.

Luis Galván y Miguel Oviedo. Fútbol de tierra adentro. Figuras en Talleres. Campeones del mundo.
Luis Galván y Miguel Oviedo. Fútbol de tierra adentro. Figuras en Talleres.

De estos seis campeones mundiales, tres son hijos directos de la conformación de este campeonato. Mario Kempes – El Matador -, y Osvaldo Ardiles, Pitón, aparecieron en un gran equipo de Instituto durante el Nacional de 1973. El inmenso Talleres de aquella década fue la casa de Miguel Oviedo y otros dos campeones mundiales como José Daniel Valencia y Rubén Galván.

Américo Rubén Gallego. Nacido en Morteros, el norte cordobés.
Américo Rubén Gallego. Nacido en Morteros, el norte cordobés.

¿Y de cuales pueblos o ciudades vinieron los cordobeses? Osvaldo Ardiles, Miguel Oviedo y el malogrado José Luis Cucciufo nacieron en la ciudad Capital. Por su parte, Américo Gallego lo hizo en Morteros (13.000 habitantes); Oscar Ruggeri en Corral de Bustos (10.000 habitantes). Mario Alberto Kemes es natural de Bell Ville (20.000 habitantes), ciudad cuna de la pelota sin tiento. Por ende, la capital mundial de la pelota de fútbol.

EL RESTO DE LA PATRIA PRESENTE

Porque no sólo en eje Buenos Aires-Santa Fe-Córdoba nacen los grandes futbolistas argentinos. El resto de la patria también le a entregado campeones mundiales a nuestro fútbol.

ldt-1977-rene-houseman
René Houseman. Uno de los dos santiagueños campeones del mundo.

Santiago del Estero. Madre de ciudades. Capital de la provincia más castigada de la patria. Tierra de René Orlando Houseman y Luis Adolfo Galván. El Loco nació en La Banda (100.000 habitantes). Por su parte, el notable defensor lo hizo en Fernández (15.000 habitantes).

La norteña provincia de Formosa no ha sido pródiga en futbolistas. Tan sólo Sportivo Patria – Nacional 1976 – ha representado a la provincia en la máxima divisional. Pero puede presumir de un campeón del mundo: Rubén Galván. Nacido en Comandante Fontana (4.000 habitantes), fue un notable mediocampista de los años setenta.

Dos jugadores de dibujos animados: José Daniel Valencia y Diego. El Rana, nacido en Jujuy.
Dos jugadores de dibujos animados: José Daniel Valencia y Diego. El Rana, nacido en Jujuy.

Otra provincia que ha entregado un campeón del mundo fue Jujuy. En San Salvador nació José Daniel Valencia. El Rana. Uno de los mejores mediocampistas ofensivos del fútbol argentino de los años setenta. Por su parte, Entre Ríos también tiene en Jorge Luis Burruchaga su hijo pródigo. El nacido en Gualeguaychú (60.000 habitantes) fue el autor definitorio en la final de México 1986.

Checho Batista. El único porteño campeón del mundo.
Checho Batista. El único porteño campeón del mundo.

Finalmente, ¿Capital Federal? El distrito con mayor desarrollo económico de la patria, tierra de los clubes más importantes de la Argentina, tan sólo tiene un futbolista nacido en su territorio: Sergio Daniel Batista. Toda una muestra del mapa real del fútbol argentino.

Un dato real: muchos de estos jugadores migraron junto a sus familias a las ciudades núcleo. Así fue como Houseman se crió en la Villa del Bajo Belgrano (Capital), Bertoni (Berazategui), Gallego (Gran Rosario) o Jorge Burruchaga (Avellaneda).

Buenos Aires. La ciudad rica y densamente poblada. No sólo de habitantes, también de clubes de fútbol. Todo confluye aquí. La ciudad puerto.
Buenos Aires. La ciudad rica y densamente poblada. No sólo de habitantes, también de clubes de fútbol. Todo confluye aquí. La ciudad puerto.

Sin dejar de soslayar este último dato, es evidente la influencia de la ciudad puerto sobre el resto de la patria: los jugadores nacen tierra adentro, pero la gran mayoría desarrolla su carrera profesional donde se cocina realmente nuestro fútbol. Si, esa tierra donde no nace la materia prima de esta pasión: los futbolistas.

¿EN CUALES CLUBES SURGEN NUESTROS JUGADORES?

Acá hay otro punto interesante de analizar. El profesionalismo porteño instalado, a partir de 1931, como Fútbol Argentino determinó cuales clubes son grandes y los otros. ¿Pero nuestros jugadores surgen de esos clubes llenos de recursos? Vamos a seguir tomando como ejemplo a los emblemáticos 43 campeones del mundo.

Diego Maradona y Daniel Passarella. Los dos capitanes campeones mundiales. Surgidos en equipos chicos: Argentinos Juniors y Sarmiento de Junín.
Diego Maradona y Daniel Passarella. Capitanes campeones. Surgidos en equipos chicos: Argentinos Juniors y Sarmiento de Junín.

De los 43 jugadores, tan sólo 12 surgieron de los cinco grandes tradicionales. Ninguno de los cinco jugadores autores de goles en las finales de 1978 y 1986 fue formado en estos clubes. Es más, los capitanes campeones, surgieron de equipos chicos. Tambien sorprende la cantidad de jugadores que debutaron profesionalmente en el Ascenso o en Ligas del Interior. Comencemos a romper mitos…

Boca Juniors es el club con mayor cantidad de campeones mundiales formados en sus inferiores. Uno de ellos, Oscar Ruggeri.
Boca Juniors es el club con mayor cantidad de campeones mundiales formados en sus inferiores. Uno de ellos, Oscar Ruggeri.

Es cierto que el equipo que formó más jugadores campeones del mundo son Boca Juniors y Newell`s Old Boys. En el caso de los xeneizes, es un dato sorpresivo ya que es un club comprador de cracks. Ellos son Omar Larrosa, Alberto Tarantini, Oscar Ruggeri y Marcelo Trobbiani. Lo curioso es que ninguno de ellos tuvo el punto más alto de su carrera vistiendo la camiseta boquense ni pertenecía a la institución en el momento de ser campeones mundiales.

El grito goleador de Jorge Valdano. Formado en Newell´s. Cuna de cracks.
El grito goleador de Jorge Valdano. Formado en Newell´s. Cuna de cracks.

En el caso de los rosarinos, sus jugadores tuvieron vital importancia para los logros argentinos. Salvo el delantero Sergio Almirón que no jugó un minuto en México 86, los otros campeones surgidos en las entrañas leprosas fueron fundamentales: Américo Rubén Gallego, Ricardo Giusti y Jorge Valdano. Jugadores de un enorme relieve, verdaderos puntales de aquellos equipos campeones. Figuras de la notable escuela de fútbol del Parque de la Independencia.

Ubaldo Matildo Fillol. El Pato. Tal vez el mejor arquero de todos los tiempos. Surgido en las inferiores de Quilmes.
Ubaldo Matildo Fillol. El Pato. Tal vez el mejor arquero de todos los tiempos. Uno de los tres enormes campeones surgidos en Quilmes.

Curioso mérito tiene el viejo Quilmes Atlético Club. En sus entrañas surgieron tres campeones mundiales de notable calibre: Ubaldo Matildo Fillol, Ricardo Daniel Bertoni y Ricardo Julio Villa. Sus trayectorias con la camiseta blanca fueron cortas. El enorme Pato debutó  en 1969, jugó en el ascenso y se consagró en Racing. El paso de Petete y Ricky tuvo sabor sabatino. Villa debutó en 1971 y siguió hasta 1974. Bertoni vio primera en 1972 y pronto se fue a Independiente.

Enorme José Luis Brown. Uno de los tres mundialistas pincharratas. El único titular.
Enorme José Luis Brown. Uno de los tres mundialistas pincharratas. El único titular.

Estudiantes de La Plata también vio nacer tres campeones: Héctor Baley, Rubén Pagnanini y José Luis Brown. Curioso: César Luis Menotti convocó a dos futbolistas – el arquero Baley y el defensor Pagnanini – que fueron parte del glorioso y controversial ciclo de Osvaldo Zubeldía en 1 y 57. También se puede consignar que ninguno de los dos jugó un minuto en Copa del Mundo. Por su parte, José Luis Brown fue un valuarte del equipo campeón en 1986, coronando su actuación con el primer gol argentino en la final ante Alemania Occidental.

Clausen, Burruchaga y Bochini. Sangre Roja. Si bien el goleador de la final es surgido en Arsenal.
Clausen, Burruchaga y Bochini. Sangre Roja. Si bien el goleador de la final es surgido en Arsenal.

Independiente, los Rojos de Avellaneda, también tienen tres campeones mundiales. Ellos son Rubén Galván, Néstor Rolando Clausen y el símbolo: Ricardo Enrique Bochini. El formoseño Galván no jugó un minuto en Argentina 1978. Por su parte, el lateral Clausen tan sólo fue titular en el partido inicial de México 1986 frente a Corea del Sur. El popular Bocha jugó unos minutos ante Bélgica en semifinales. Brillantes en lo suyo, pero ninguno tuvo específico propio en los campeonatos del mundo.

Cebollita genial. Diego Armando Maradona. Nacido en Juan Agustín García y Boyacá.
Cebollita genial. Diego Armando Maradona. Nacido en Juan Agustín García y Boyacá.

El Semillero del Mundo también se anota tres campeones mundiales. La Asociación Atlética Argentinos Juniors es la cuna del cebollita genial: Diego Armando Maradona. ¿Que mas se puede decir? Carlos Bilardo convocó a México 1986 dos futbolistas brillantes campeones de Copa Libertadores 1985: Sergio Daniel Batista, mediocampista central; y el genial Claudio Borghi. Checho fue un indiscutido en los siete partidos de la Copa. Bichi fue titular ante Italia y Bulgaria. Argentinos, futbol y toque…

mondiali_1978_-_argentina_-_norberto_alonso
Beto Alonso, uno de los máximos exponentes de la escuela riverplatense. Uno de los dos futbolistas surgidos en el club, campeones mundiales.

¿Y River Plate? Una de las instituciones más importantes del mundo tan sólo legó dos campeones mundiales: Norberto Alonso y Carlos Tapia. Números 10 clásicos. Ambos tuvieron actuaciones muy breves. La estadística es curiosa, porque la institución de Núñez es quién mas jugadores legó a la Selección Argentina en su historia. Pero en el rango campeones mundiales, hay un debe en el haber.

¿Y San Lorenzo? Los cuervos legaron dos campeones mundiales. Enormes en su talento. Jorge Olguín, de inferiores en Alvarado de Mar del Plata, fue un derroche de talento defensivo. Titular indiscutible durante la etapa de César Luis Menotti. El negro Oscar Ortiz fue uno de los delanteros más talentosos del fútbol argentino en su historia. Titular en la fase final de la Copa del Mundo de 1978. Un dato para tener en cuenta: ambos jugadores fueron moldeados por Ernesto Duchini, formador sanlorencista a comienzos de los setenta.

Mario Kempes y Osvaldo Ardiles. Enorme talento surgido en Instituto de Córdoba.
Mario Kempes y Osvaldo Ardiles. Enorme talento surgido en Instituto de Córdoba.

Curiosamente, Instituto de Córdoba es un club prolifero en cracks mundialistas. En Alta Córdoba aparecieron Osvaldo Ardiles y Mario Alberto Kempes. Sus actuaciones descollantes en el Nacional 1973 llamaron la atención. Sus campañas fueron notables. Tanto en nuestro medio, selección nacional o en el exterior. Nadie le podrá quitar a la Gloria cordobesa, justamente, tamaña gloria.

Otra escuela de fútbol es Rosario Central. Curiosamente, los canallas tienen dos campeones del mundo formados en sus entrañas, pero ninguno jugó un minuto. Ellos son el defensor Daniel Pedro Killer y el arquero Héctor Zelada. El Perro, defensor durísimo, fue parte del plantel campeón 1978. Zelada, que hacía años jugaba en América de México, fue una convocatoria de Carlos Bilardo para comprar al público local.

Julio Olarticoechea. Tres veces mundialista. Surgido en Racing Club.
Julio Olarticoechea. Tres veces mundialista. Surgido en Racing Club.

Finalmente, están los casos de clubes que han entregado un sólo campeón del mundo. Uno de ellos fue Racing Club. La Academia legó a un grande: Julio Jorge Carlos Olarticoechea. El Vasco, tres veces mundialista, es uno de los grandes del fútbol argentino.

Daniel Alberto Passarella, el Gran Capitán, tuvo su primer paso profesional en el Club Atlético Sarmiento. Campeonato de Primera C, año 1973. Jugó tan sólo esa temporada con los verdes. Lo esperaba la gloria…

Curiosa es la carrera de Leopoldo Luque. El goleador está formado en las divisiones inferiores de Unión de Santa Fe. Pero antes de debutar – y brillar – con los tatengues, debutó profesionalmente en Gimnasia de Jujuy. Pero es jugador formado en el mundo Tatengue.

Pedro Pablo Pasculli. El hombre de las Tres P. Surgido en Colón de Santa Fe.
Pedro Pablo Pasculli. El hombre de las Tres P. Surgido en Colón de Santa Fe.

Pedro Pablo Pasculli, el goleador ante Uruguay en México 86, surgió en las divisiones inferiores de Colón de Santa Fe. Luego pasó por Argentinos Juniors y el fútbol italiano.

Miguel Angel Oviedo, la Cata Oviedo, surgió en las inferiores del Barrio Jardín. Producto propio de Talleres de Córdoba. Otro jugador cordobés campeón del mundo fue José Luis Cucciufo. El malogrado defensor debutó profesionalmente en Huracán de Barrio la France. Luego pasó a Talleres y debutó en Primera división en Chaco For Ever, Nacional 1980.

Los clubes de zona sur también se hacen presentes. Lanús fue la cuna de Héctor Enrique, el hombre que le dio equilibrio al mediocampo argentino en la fase final de México 1986. El hoy mexicano Ricardo La Volpe surgió – y fue figura – en el Club Atlético Banfield.

En Chacarita Juniors debutó el arquero Luis Alberto Islas. En Ferro Carril Oeste, el defensor Oscar Garré. Por su parte, René Orlando Houseman lo hizo en Defensores de Belgrano. Jorge Luis Burruchaga en Arsenal de Sarandí. Luis Adolfo Galván se formó en Independiente de su Fernández natal. Finalmente, José Daniel Valencia surgió en Gimnasia y Esgrima de Jujuy.

Algunos clubes históricos que no han legado campeones del mundo: Gimnasia y Esgrima La Plata, Huracán, Tigre o Belgrano de Córdoba.

LA IMPORTANCIA DEL ASCENSO Y EL INTERIOR

¿Cual fue la importancia real del ascenso metropolitano y el fútbol del interior? Si lo desarrollamos a través de los 43 campeones del mundo, es realmente vital. No sólo por la cantidad de futbolistas que surgieron en estos campeonatos, trece, sino por su importancia en ambos títulos mundiales.

Talleres de Córdoba 1978. Una constelación de cracks. Tres de ellos, campeones del mundo.
Talleres de Córdoba 1978. Una constelación de cracks. Tres de ellos, campeones del mundo.

Es necesaria una mención al ojo clínico de César Luis Menotti para conformar el plantel campeón del Mundo 1978. No tuvo problema en convocar futbolistas de las provincias que surgían de los Nacionales. Osvaldo Ardiles y Mario Alberto Kempes, como dijimos, figuras de Instituto de Córdoba en el Nacional de 1973. Luis Adolfo Galván, José Daniel Valencia y Miguel Angel Oviedo eran figuras de Talleres de Córdoba, gran equipo de aquellos años.

Santafesino y goleador. Leopoldo Jacinto Luque. Uno de los diez santafesinos campeones del mundo.
Santafesino y goleador. Leopoldo Jacinto Luque. Uno de los diez santafesinos campeones del mundo.

Curioso es el caso de Leopoldo Jacinto Luque. Un hombre que le llegó la fama de grande. Antes la peleó tanto en el interior como en el ascenso metropolitano. Primero en Gimnasia de Jujuy y Central Norte de Salta. En 1974 convirtió goles vitales para el regreso de Unión de Santa Fe a Primera División.

Pero otros cracks surgieron en el fútbol de las provincias. José Cuciuffo era la figura del Huracán Cordobés. Pasó a Talleres en 1979. Realizó una gran campaña hasta que fue transferido a Vélez Sársfield en 1982.

¿Y el denostado mundo del ascenso? No se queda atrás con un dato por demás llamativo: tres futbolistas – de gran importancia – debutaron en el campeonato de Primera C. Ellos fueron René Houseman (Defensores de Belgrano, 1972), Daniel Passarella (Sarmiento, 1973) y Héctor Enrique (Lanús, 1980).

René Houseman. Campeón del mundo surgido en el campeonato de Primera C.
René Houseman. Campeón del mundo surgido en el campeonato de Primera C.

Por su parte, Daniel Bertoni (Quilmes, 1971), Jorge Burruchaga (Arsenal, 1981) y Luis Alberto Islas (Chacarita Juniors, 1982) debutaron en el campeonato de Primera B.

En total, trece futbolistas de cuarenta y tres pasaron antes por el fútbol de los sábados o de las provincias, cuando ni imaginaban lo que el destino les depararía.

Pero otro ejercicio interesante es comparar a estos 43 campeones mundiales con los subcampeones de Brasil 2014. ¿Cambió mucho el fútbol argentino entre el último título mundial y el plantel que jugó en la última Copa del Mundo?

BRASIL 2014. ¿CAMBIO MUCHO EL MAPA?

El plantel argentino subcampeón del mundo en Brasil 2014.
El plantel argentino subcampeón del mundo en Brasil 2014.

Estos 23 jugadores estuvieron a un paso de sumarse a la lista indeleble de campeones mundiales. Ellos son Sergio Romero, Ezequiel Garay, Hugo Campagnaro, Pablo Zabaleta, Fernando Gago, Lucas Biglia, Angel Di María, Enzo Pérez, Gonzalo Higuain, Lionel Messi, Maximiliano Rodríguez, Agustín Orión, Augusto Fernández, Javier Mascherano, Martín Demichelis, Marcos Rojo, Federico Fernández, Rodrigo Palacio, Ricardo Álvarez, Sergio Aguero, Mariano Andújar, Ezequiel Lavezzi y José Basanta. 

Mascherano, Messi y Lavezzi. Santa Fe, capital del fútbol argentino.
Mascherano, Messi y Lavezzi. Santa Fe, capital del fútbol argentino.

Veamos el mapa federal de este equipo. A comparación de los campeones del mundo, hay una proliferación de futbolistas nacidos en Capital Federal: Pablo Zabaleta, Ricardo Alvarez, Sergio Aguero y Mariano Andujar. Pero sigue siendo Santa Fe la capital del fútbol argentino: Ezequiel Garay, Angel Di María, Maximiliano Rodríguez y Lionel Messi nacieron en Rosario. Hugo Campagnaro (Coronel Baigorria), Javier Mascherano (San Lorenzo) y Ezequiel Lavezzi (Villa Gobernador Gálvez), completan la lista de santafesinos.

Gonzalo Higuaín. Un caso que se repetirá en el futuro. Hijo de futbolista nacido en Europa, en la Selección Argentina.
Gonzalo Higuaín. Un caso que se repetirá en el futuro. Hijo de futbolista nacido en Europa, en la Selección Argentina.

Bajó la incidencia de cordobeses en el equipo. Tan solo Martín Demichelis (Justiniano Posse) nació en la provincia mediterránea. De la Provincia de Buenos Aires profunda son Lucas Biglia (Mercedes), Federico Fernández (Tres Algarrobos), José Basanta (Tres Sargentos), Augusto Fernández (Pergamino), Rodrigo Palacio (Bahía Blanca) y Marcos Rojo (La Plata). En el Gran Buenos Aires nacieron Fernando Gago (Ciudadela) y Agustín Orión (Ramos Mejía). Siguió siendo muy bajo el nivel de mundialistas nacidos en el conurbano bonaerense. Finalmente encontramos los casos de Sergio Romero, nacido en Bernardo de Irigoyen, Misiones; Enzo Pérez (Maipú, Mendoza), y los primeros casos de hijos de ex futbolistas nacidos en Europa. Gonzalo Higuaín nació en Brest, Francia; cuando su padre – Jorge Nicolás – defendía la camiseta del club bretón en 1987.

Augusto Fernández y Martín Demichelis. Las inferiores de River Plate fueron las que más jugadores aportaron a la Selección en 2014.
Augusto Fernández y Martín Demichelis. Las inferiores de River Plate fueron las que más jugadores aportaron a la Selección en 2014.

¿Donde surgieron estas mega-estrellas del mundo deportivo-mediático? Acá nos encontramos con una gran sorpresa. Tan solo Fernando Gago surgió en Boca Juniors. Es River Plate con cuatro jugadores (Javier Mascherano, Martín Demichelis, Gonzalo Higuaín y Augusto Fernández) quien más jugadores aportó. Llamativo: pocos años antes del Mundial, el equipo de Núñez transitó el infierno del ascenso.

A su vez, Estudiantes de La Plata (Marcos Rojo, Federico Fernández y José Basanta), Newells (Ezequiel Garay y Maximiliano Rodríguez) y San Lorenzo (Agustín Orión y Pablo Zabaleta) aportaron más de un futbolista. Luego, son casos puntuales: Racing (Sergio Romero), Independiente (Sergio Aguero), Argentinos Juniors (Lucas Biglia), Velez (Ricardo Álvarez), Huracán (Mariano Andujar), Rosario Central (Angel Di María), Deportivo Morón (Hugo Campagnaro), Estudiantes de Buenos Aires (Ezequiel Lavezzi), Bella Vista (Rodrigo Palacio), Deportivo Maipú (Enzo Pérez).

Para el final el caso de Lionel Messi. La mega estrella nació en los infantiles de Newells, pero la situación del país a fines del siglo pasado, junto a la prepotencia económica del mercado europeo, hizo que emigrara con 13 años. Lionel realizó toda su campaña en el FC Barcelona, si bien todo su talento es rosarino.

Rodrigo Palacio y Enzo Pérez. Debutaron profesionalmente en el Torneo Argentino A.
Rodrigo Palacio y Enzo Pérez. Debutaron profesionalmente en el Torneo Argentino A.

Finalmente, es poderosamente llamativa la presencia de jugadores surgidos en el ascenso. Tanto en los torneos Federales como en ascenso metropolitano. En el Torneo Federal A surgieron Rodrigo Palacio (Bella Vista) y Enzo Pérez (Deportivo Maipú). En Primera B (tercera división) Hugo Campagnaro (Deportivo Maipú) y Ezequiel Lavezzi (Estudiantes de Buenos Aires). El Nacional B fue el hábitat inicial de Lucas Biglia (Argentinos Juniors) y Mariano Andujar (Huracán). 6 de 23 jugadores, un cuarto del plantel, surgió en el sub-mundo del ascenso, denostado por gran parte de la inteligentzia mediática argentina.

Argentina no comienza ni termina en Capital Federal. El fútbol no son tan sólo los grandes del fútbol argentino: sin los chicos, el ascenso y las provincias, se pierde gran parte del potencial. El fútbol argentino es competitivo por la enorme diversidad. Con estos datos, es bueno comenzar a hablar de un verdadero mapa del fútbol argentino.

Comentarios

comentarios